dimarts, 23 d’octubre de 2012

Venezia


Venecia fue la ciudad de mis primeros cuatro años de estudios universitarios. 
Està situada en la regiòn italiana del Veneto, en el centro de la homònima laguna, que se formò cuando, despuès de la ùltima glaciaciòn, el nivel del agua volviò a subir: fue asì que arena y residuos llevados  por los rìos  se depositaron en el fondo del mar, dando origen a los cordones costeros.
Vista de Venecia, Jacopo de'Barbari (1500)

El nombre Venetia designaba en el siglo I a.C. una región administrativa del Imperio Romano, que incluía la actual Véneto, Istria, Friuli y Trentino. En el 568 los lombardos empezaron a difundirse en el norte de la península, asì que la población Venetica, para escapar de su progresiva avanzada (siglo VI-VII),  fluyó hacia la costa y se refugió en las islas. Venecia fue fundada en esta manera.

La ciudad està ubicada en 118 islas y se puede llegar por medio del tren o del coche, los cuales, sin embargo, no pueden cruzarla,  sino tienen que pararse en sus bordes: ella “rechaza” a los medios de transporte ràpidos y se muestra como un espacio permeable sòlo por la velocidad lenta.

La estructura urbana, muy fragmentada, se caracteriza por la visible distinciòn entre los dos sistemas de viabilidad: las vìas navegables (canales y rìos) y las rutas paetonales (calles, campos, fundamentas, salizadas). Se trata de un perfecto equilibrio entre agua  y tierra, garantizado por la densa presencia de puentes, que permiten que los peatones no interfieran con la ruta de los barcos.

Mirando el mapa de la ciudad, se puede ver que està marcado por una compleja red de caminos y puentes, que conectan entre sì las diferentes islas; estos son 364 y se construyen en la mayorìa de piedra, mientras al principio eran de madera y no tenìan pasos para permitir el trànsito a caballo.


El territorio, segùn una división administrativa que se remonta a 1170, se divide en seis barrios, llamados “sestieri”: Dorsoduro, Santa Croce, San Polo, San Marco, Cannaregio y Castello.
Estos barrios  se organizan alrededor del Canal Grande, la principal vía fluvial desde la que corre una red de cerca 158 canales más pequeños y que està cruzada por cuatro puentes importantes (Ponte dell’Accademia, Ponte di Rialto, Ponte degli Scalzi y Ponte di Calatrava).
Fue ademàs definido por el històrico francès Commynes en el siglo XV como  “la calle màs bonita que existe en el mundo”; de hecho, cuando se navega por este canal en el borde del barco (“vaporetto”), se descubre otro mundo: es el mundo del agua y de las gondolas, de las fachadas elaboradas y ricas en ornamentos de los edificios històricos, que  hacen revivir un floreciente pasado lejano.

En cambio hay sentimientos diferentes caminando por las calles estrechas : se percibe la sensación de compacidad y densidad que caracteriza el tejido urbano y hay un directo  contacto con las otras personas; es el espacio de las relaciones sociales, del encuentro y del debate, que se desarrolla sobre todo en los “campos”, donde hay sitios para quedar con los amigos y conocer nuevas personas.


Para mì Venecia es un lugar ùnico en el mundo: es una realidad que nunca se acaba de conocer y en la que hay siempre algo nuevo de descubrir,  como demuestra el hecho que  es el sujeto favorito por numerosos artistas, pintores , escritores y fotografos.